Loading...

domingo, 7 de septiembre de 2014

¿Alimentación Viva, comida cruda en invierno? ¿Cómo? Llegando a esta época del año, es una de las preguntas más frecuentes. ¿Cómo hacer para pasar el invierno con Alimentación Viva? ¿Cómo nos calentamos? ✿•°`*






“¡Me encanta algo calentito!” Bien, perfecto: si querés comer algo calentito, hacelo. Lo peor que podemos hacer es reprimir. Ahora, ¿qué es “eso calentito” que nos gustaría comer? Ahí está la cuestión. En primer lugar, me gustaría aclarar que ese calorcito que estamos buscando para nuestro cuerpo, no lo vamos a obtener de la temperatura de la comida sino de las características de los ingredientes. Ejemplo: podemos comer un guiso de cordero, bien caliente, con papas, cebolla, zanahoria, bien típico de invierno, humeante. Si buscamos calor ahí, lo encontraremos en la boca; pero a los pocos minutos comenzaremos a enfriarnos, ya que casi toda la energía estará puesta en tratar de digerir lo que acabamos de comer. La proteína (animal) junto al almidón (papas) es una de las peores combinaciones. Casi todos hemos experimentado el cansancio luego de comer un asado.

¿Y entonces? ¿Si comemos comida cruda o viva? Otra vez: depende de los ingredientes. Inclusive, aunque sean alimentos vivos, hay algunos que enfrían (pepinos, por ejemplo, y otros que tienen alto contenido de agua) y otros que calientan. Un ingrediente fundamental para el invierno es la pimienta de cayena, que es un picante recomendado por casi todos los médicos naturistas. La pimienta de cayena activa la circulación: ésa es una de las claves para no sentir frío. De hecho, en los países nórdicos la utilizan para combatir el frio, aplicándola directamente en guantes y medias. El cuerpo es una máquina perfecta y en el momento en que nos estamos enfriando, el mecanismo de defensa protege, en primer lugar, al órgano más importante que tenemos .que es el corazón. Luego a los órganos encargados de casi todas las funciones metabólicas, hígado, riñones, etc. Luego al cerebro y, por último, a las extremidades. Ese es el motivo por el cuál éstas son las que primero se nos enfrían y las que primero se congelan en casos de “alta montaña”, ya que cuando se trata de sobrevivir y “sacrificar”….
Dependiendo de cuál sea nuestra dieta, si ponemos nuestra atención en mantener una flora intestinal saludable, todo resultará más fácil. Especialmente mediante la incorporación de alimentos con una fermentación saludable y controlada, como por ejemplo el tradicional “Chucrut” o, su versión más rica y “picante” como el “Kimchi”, tradicional de Korea.


Recomiendo prestar atención en lo que está sucediendo en la naturaleza. Observemos que todo está más calmo, es momento de introspección, la vida se vuelve más lenta, nos “guardamos” para nuestro “adentro”, dentro de la tierra. Es el momento de raíces y tubérculos, nabos, zanahoria, rabanitos. Además de akusay o repollo (ideales para el kimchi), por ejemplo.

Con una ensalada, ¿podemos obtener lo que buscamos en invierno? Si, acompañada por una buena porción de kimchi y otros ingredientes con ácidos grasos de buena calidad como por ejemplo paltas, semillas y frutos secos.
¿Cómo preparar una buena ensalada invernal? Por ejemplo mediante una selección de hojas verdes orgánicas (rúcula, achicoria, perejil, cilantro, espinaca, etc). Una buena porción de kimchi, una palta, unas 8 nueces y un buen aderezo para ensaladas. ¡Hagan la prueba y tengan la experiencia!
Receta de la semana: Kimchi
AKUSAI O REPOLLO BLANCO. 1 unidad
NABO. 1 unidad
ZANAHORIA. 2 unidades
JENGIBRE. ½ taza
CEBOLLA DE VERDEO. ½ taza
AJO. 3 dientes
CILANTRO FRESCO. 1 atado
JUGO DE LIMON. ½ taza
VINAGRE DE SIDRA DE MANZANA. ½ taza
PIMIENTA DE CAYENA. 1 cucharada o a gusto
SAL ROSA. 2/3 cucharada o a gusto
ACEITE DE OLIVA. 1/3 de taza
Procedimiento:
Separar y reservar las 3 o 4 hojas exteriores del akusai. Cortar el akusai o repollo en Juliana. Colocar en un bowl. Salar con 1/3 de cuchara. Masajear el akusai salado durante unos minutos hasta que libere el agua. Colocar el resto de los vegetales cortados y picados de la manera que ustedes prefieran. Agregar la sal restante. Volver a masajear durante unos minutos, agregar el jugo de limón, el vinagre, la sal, la pimienta de cayena y el aceite de oliva y revolver con una cuchara. Colocar toda la preparación en un frasco de vidrio grande. Colocar esas 3 o 4 hojas exteriores del akusai sobre la preparación a modo de “tapa”. Colocar un objeto pesado sobre toda la preparación, de modo que toda la mezcla quede sumergida debajo de los líquidos y fuera del contacto del aire. Guardar en un lugar apartado y oscuro durante 3 a 7 días. Quitarle el objeto pesado. Disfrutar. Se conserva en heladera durante varias semanas.

Diego Castro se formó en Jubb’s Longevity de Nueva York, EEUU, con el título de Life Food Chef, en 2003. Abrió el restaurante vegetariano Verde Llama ese mismo año, donde difundió y preparó la cocina saludable y raw hasta el año 2009.
Sus experiencias en restaurants son numerosas. En Nueva York: Jubbs’ Longevity (2003), Rockin Raw (2009, 2010), Pure Food and Wine (2010), The Juice Press (2011), Feel Food (2012). En Hawaii: Rainbow Living Café. Participó también de varios Festivales en todo el mundo: Raw Spirit Festival, California (2009): 3er Encuentro Crudivoro, Cochabamba, Bolivia (2011); Arbol de la Vida, Peru (2011, 2013), Bogotá Wine and Food Festival (2013), Santiago, Chile (2012). Punta del Este, Uruguay (2004/2014).
En el ámbito de los talleres y eventos, entre otros, se presentó en October Gallery, Londres (2012, 2014), realizó una Gira Europea (2012, Ginebra, Londres, Berlin, Oslo), Ibiza (2014). Actualmente conduce un programa en la señal de TV por cable Utilisima, Tres minutos saludables con Diego.
Podés segui a Diego aquí:
Facebook: Diego Castro
Hace 200 años, los estadounidenses hubieran pensado que eras absurdo si abogabas por la abolición de la esclavitud.
Hace 150 años, se habrían reído de ti por sugerir que las mujeres deberían tener derecho al voto. Hace 75 años, se habrían opuesto en voz alta a la idea de que los afroamericanos reciban la igualdad de derechos bajo ley. Hoy se ríen de nosotros por sugerir que la esclavitud animal se termine. Algún día no se reirán más!
Gary Smith
VIVE Y DEJA VIVIR
SÉ VEGANO, HAZ LA PAZ
(nota enviada por nuestra amiga de Orientar, María Cristina Marietta Santolaya)
Orientar, expandiendo Conciencias .•°`*
Las imágenes y fotos que ilustran la nota, las he encontrado  en la web. (Internet). Si alguna es tuya y deseas que la retire, házmelo saber y si la deseas compartir, estaré encantada de darte el crédito. Gracias  



La Rúcula….. Propiedades *.♥´°º¤ø„º°

La rúcula No es una hortaliza cualquiera, es realmente especial, no solo por su peculiar y agradable sabor,.... sino por sus grandes ventajas para nuestro organismo. 

(nota enviada por nuestra amiga de Orientar, María Cristina Marietta Santolaya)


Se trata de una hortaliza muy común en la zona del mediterráneo. Su uso típico es en ensaladas y sándwiches, pero se puede utilizar de muchas formas diferentes en otros platos. Más adelante te mostraremos una deliciosa receta en la que puedes emplear rúcula, pero ahora es el momento de hablar de sus propiedades y de cómo puede favorecer a tu salud.

En la lucha contra el cáncer:

Algunas verduras, como la rúcula, contienen una sustancia llamada glucosinato, muy efectiva en la lucha contra determinados tipos de cáncer (cáncer de páncreas, cáncer de mama, cáncer colorrectal).
Importante su contenido en vitamina A, que unido a los flavonoides evitan otros tipos de cáncer (cáncer de pulmón, cáncer bucal y cáncer de piel).
La clorofila que contiene evita que el hígado se vea dañado por sustancias cancerígenas.

En la lucha contra el envejecimiento:

Posee un gran poder desintoxicante, al igual que otras verduras como la col y el brócoli.

Por su alto contenido en ácido fólico y vitamina B, evita que el cerebro envejezca prematuramente y también evita inflamaciones repetitivas.

Buena para nuestra salud en general:

Contiene vitamina K que ayuda a evitar enfermedades cardiovasculares y favorece que nuestro organismo asimile el calcio que tiene la rúcula. Son obvios los beneficios del calcio para los huesos.
Ayuda a una mejor digestión y nos da la impresión de estar llenos, pero con una ingesta de calorías muy baja. Definitivamente, es una hortaliza a tener en cuenta si quieres perder unos kilos.

Mejora nuestra resistencia a enfermedades, fortaleciendo nuestro sistema inmunitario gracias a la vitamina C.
Contiene algunos minerales básicos para el funcionamiento de nuestro organismo (potasio, fósforo y manganeso).
Baja el nivel de colesterol negativo en sangre y ayuda a regular el nivel de azúcar, evitando así enfermedades como la diabetes.

Favorable para nuestra vista por su contenido en carotenoides que evitan las cataratas.


Orientar, expandiendo Conciencias .•°`*
Las imágenes y fotos que ilustran la nota, las he encontrado  en la web. (Internet). Si alguna es tuya y deseas que la retire, házmelo saber y si la deseas compartir, estaré encantada de darte el crédito. Gracias