Loading...

jueves, 28 de noviembre de 2013

Saben qué es la ECONOMÍA HUMANIZADA?♥♥.¤*¨¨*¤.¸♥♥♥

DECLARACIÓN DE PRINCIPIOS


MANIFIESTO POR UN NUEVO PARADIGMA ECONÓMICO

La grave e inquietante situación en la que se encuentra la economía mundial hace necesaria la creación de un nuevo paradigma económico que posibilite la supervivencia del Ser Humano sobre el planeta de una forma armónica y sostenible en el presente y durante los siglos venideros.
La concepción neoliberal de la economía actual no ofrece ninguna perspectiva de futuro para el Ser Humano sobre el planeta.
Ante tal desorientación y falta de visión, la humanidad necesita un nuevo paradigma económico, una nueva manera de entender la economía. Esto requiere otras bases económicas, financieras, políticas, éticas y filosóficas…


MANIFIESTO DE LA NUEVA ECONOMÍA HUMANIZADA

Artículo 1 Los seres humanos venimos a este planeta con una misión: la de SER FELICES. La economía debe ser una herramienta útil para ayudar a conseguir la felicidad de todos los seres que poblamos el planeta y no solo la de una pequeña minoría.
Artículo 2 La prosperidad universal es el fundamento más seguro para la Paz. La prosperidad universal es posible y por tanto es una prioridad absoluta la erradicación del hambre en el planeta.
Artículo 3 La economía debe traer prosperidad y bienestar para todos, basándose en el derecho fundamental de que todos los seres humanos que pueblan nuestro planeta deben tener una vida digna y unas ciertas cuotas de bienestar social, cultural y humano.
Artículo 4 La Economía Humanizada favorece e impulsa el empoderamiento personal y colectivo, La economía debe estar al servicio del ser humano y no el ser humano al servicio de la economía.
Artículo 5 La Economía Humanizada es una economía de libre mercado consciente, donde los emprendedores podrán gozar del justo derecho a los beneficios que produzcan sus empresas.
Artículo 6 La Economía Humanizada considera que, además del justo derecho a conseguir beneficios por la actividad de las empresas, deben existir otros valores éticos, morales, sociales y espirituales que impulsen la actividad económica: la justicia, la equidad, el comercio justo, la solidaridad, la ecología, la cooperación, la búsqueda del mutuo beneficio y el bien social. Sin estos valores éticos la economía corre el riesgo de convertirse en el imperio del egoísmo, de la codicia y del afán exacerbado de poder.
El ser humano tiene dentro de sí una gran fuerza que debe irradiar para mejorar este mundo: es la BONDAD FUNDAMENTAL.
Artículo 7 En la Economía Humanizada existen dos tipos de riquezas: una material, fruto de la acción profesional, y otra espiritual, fruto de la aplicación de esos principios éticos. Ambas se complementan mutuamente produciendo una prosperidad material, así como bienestar y paz interior.
Artículo 8 Para la Economía Humanizada la prosperidad es fruto de la generosidad. Cualquier persona o empresa que siembre semillas de generosidad cosechará prosperidad y abundancia. En el capitalismo convencional se considera el egoísmo personal, el afán de lucro individual, como el motor de la economía. Una economía basada solo en el egoísmo y la codicia conduce a la auto-destrucción, a medio plazo, del planeta y de la especie humana. El egoísmo es fruto de la parte enferma y neurótica de la mente humana. A la larga, sus consecuencias nunca serán positivas. Ciertas dosis de altruismo traen paz y bienestar al cuerpo y a la mente del ser humano, y armonía a la sociedad.
Artículo 9 La Economía Humanizada considera que el consumismo irracional no aporta felicidad: la verdadera felicidad está en nuestro interior. La Economía Humanizada aboga por un consumo responsable. Consumir menos bienes y productos pero de más calidad. La Economía Humanizada se niega a considerar y a convertir al ser humano en un consumidor compulsivo como está ocurriendo en las modernas sociedades occidentales. Está científicamente demostrado que a mayores dosis de consumo, una vez superados los parámetros y necesidades normales, no se consiguen más índices de satisfacción. Consumir más no aporta más felicidad.
Artículo 10 El fomento y la expansión de las necesidades es la antítesis de la sabiduría. Es también la antítesis de la libertad y de la paz. Todo incremento de las necesidades tiende a incrementar la dependencia en las fuerzas exteriores sobre las cuales uno no puede ejercer ningún control y que, por lo tanto, aumentan el temor existencial. Solo reduciendo las necesidades puede el ser humano lograr una reducción genuina de las tensiones, que son la causa última de los conflictos internos y externos.
Artículo 11 La Economía Humanizada considera que las empresas tienen tres tipos de capital: el financiero, el natural y el humano. Lo más valioso de una empresa es su potencial humano. Una empresa son las personas que la componen. El trabajo humano es una fuente fundamental de riqueza.
Artículo 12 El trabajo debe ser una fuente de satisfacción personal. Las empresas deben hacer todo lo que esté en sus manos para que sus empleados puedan desarrollarse a nivel profesional, humano, social y cultural. Los seres humanos no deben ser considerados como peones del capital financiero, como ocurre en el modelo neoliberal. Las empresas deben preocuparse del bienestar y la felicidad de sus trabajadores.
Artículo 13 Si despilfarramos el capital representado por la vida natural que nos rodea, amenazamos a la vida misma. La Economía Humanizada es una economía basada en la sostenibilidad y la ecología. Solo se producen bienes y servicios que sean reciclables y no contaminantes.
Artículo 14 La Economía Humanizada aboga por el desarrollo y potenciación de las energías renovables como la energía solar, eólica, geotérmica, de hidrógeno… frente a las energías nucleares o aquellas que tienen como fundamento los combustibles fósiles.
Artículo 15 La idea del crecimiento económico ilimitado necesita ser cuestionada porque no hay disponibilidad de recursos y el medio ambiente no tiene la capacidad de absorber el grado de interferencia que esto implica.
Artículo 16 La Economía Humanizada defiende la economía productiva frente a la economía especulativa. Hoy en día solo un 10% de los capitales, que se mueven diariamente a lo largo y ancho del planeta equivalen a transacciones comerciales, el resto, es decir el 90%, son de carácter especulativo.
Artículo 17 La Economía Humanizada aboga por el desarrollo del autoempleo y las pequeñas y medianas empresas frente al imperio de las grandes multinacionales. La excesiva centralización del poder económico es nefasta para el futuro de la humanidad y de la democracia real.
Artículo 18 La Economía Humanizada defiende la creación de una banca ética con valores humanos que se apliquen en todo el sistema financiero.
Artículo 19 La Economía Humanizada considera que tenemos que cambiar el modelo de creación del dinero basado en la deuda. El patrón oro fue sustituido por la creación del dinero a través de la deuda. Esto ha potenciado el endeudamiento casi generalizado de la población y de las empresas, con la subsiguiente dependencia total de la economía productiva a la gran banca. Para la Economía Humanizada el dinero debe convertirse en un bien social que facilite los intercambios entre individuos y empresas y no en un vehículo para la especulación irracional. La verdadera riqueza nace del trabajo y de la producción, no de la especulación. Todo sistema financiero basado en la creación de riqueza producida solo por el movimiento del dinero de un lado para otro es altamente peligroso, debe ser regulado y grabado debidamente.
Artículo 20 La Economía Humanizada aboga por la creación de monedas paralelas porque refuerzan el sistema financiero aportando aspectos y facetas que lo enriquecen. Así nos encontramos con los Time-dolars, Wir de Suiza, Les Seles de Francia, Ecos, Soles, Zoquitos y otras que van surgiendo en diversas zonas de España. En ningún momento pretenden sustituir a las monedas oficiales sino enriquecerlas y complementarlas facilitando flujos económicos sostenibles.
Artículo 21 La Economía Humanizada considera la cultura del trueque y el intercambio como muy necesaria para facilitar el empoderamiento de las personas y la puesta en valor de los talentos personales y productos artesanales y caseros.
Artículo 22 La Economía Humanizada considera inaceptable que hayan personas sin vivienda digna en las sociedades occidentales, y favorece el acceso a vivienda digna por parte de toda la población facilitando políticas que graven las viviendas vacías, alquileres adecuados a las posibilidades reales de las personas, casas temporales de acogida para personas con dificultades económicas y planes de autoconstrucción de viviendas mediante métodos sostenibles como la madera certificada, el superadobe, las balas de paja…
Artículo 23 La Economía Humanizada considera el camino hacia la soberanía alimentaria como una clave fundamental para el empoderamiento personal y social, recomendando y apoyando las acciones que permitan recuperar semillas autóctonas, los bosques de alimentos, la permacultura y, también, ampliar las zonas cultivadas con agricultura ecológica. Todo ello frente a la agricultura química convencional ya que aporta más salud a los seres humanos y contribuye a la mejora del medio ambiente.
Artículo 24 La Economía Humanizada considera que todos los seres vivos tienen derecho al respeto. Los Animales son compañeros del Ser Humano en el viaje de la Vida. La palabra animal viene de “ánima”; son seres con alma. La economía neoliberal considera a los animales como “unidades de producción”. La nueva ganadería debe tratar a los animales con dignidad y agradecimiento.
Artículo 25 La Economía Humanizada considera que es necesaria una moratoria en la pesca en mares y océanos ya que muchas especies están en peligro de extinción. Y solo después pasar a una explotación controlada y racional de los recursos marinos.
Artículo 26 La Economía Humanizada impulsa el desarrollo de las medicinas alternativas para que convivan de modo armónico con la medicina alopática. Esto implica su reconocimiento en pie de igualdad a todos los niveles. Actualmente, en algunos países un 50% de la población ya recurre a ellas.
Artículo 27 Frente a la “bobolización” neoliberal, es decir, el intento del sistema imperante de convertir al ser humano en un consumidor alienado, inculto y embrutecido mediante programas de tele-basura, violencia mediática, superficialidad emocional de los “reality shows”, invasión de deportes como medio de pasividad social… la Economía Humanizada aboga por potenciar una nueva era de la cultura en la más amplia acepción de la palabra.
Artículo 28 La Economía Humanizada impulsa la creación y apoyo a los medios de comunicación que irradien otro tipo de información y de valores como: la Cultura de la Paz, la no-violencia, la ecología, la espiritualidad… Unos medios de comunicación independientes del poder económico y político.
Artículo 29 Desde hace miles de años vivimos en una sociedad patriarcal que ha marginado a las mujeres y a la energía femenina. Lo femenino se basa en valores tales como la generosidad, la descentralización, el amor, la compasión, el respeto por la vida… La Economía Humanizada impulsa un tipo de economía que no solo dé plenos derechos de igualdad a las mujeres en todos los ámbitos de la existencia, sino que también impulse estos valores femeninos.
Artículo 30 La Economía Humanizada impulsa la creación de una Cultura de la Paz. Propugna la desmilitarización total del planeta y la desaparición de la fabricación de armas ya sean nucleares o convencionales. Una Cultura de la Paz implica la sustitución de las guerras, como modo de resolución de conflictos, por el diálogo y la tolerancia.
Artículo 31 La Economía Humanizada impulsa la REVOLUCIÓN DEL CONSUMIDOR CONSCIENTE. Hoy en día el consumidor tiene el arma más eficaz de lucha por un mundo mejor: el poder de elegir. Cambiando sus hábitos de consumo, el consumidor elige como quiere que sea nuestro mundo. Con cada acto de compra estamos apoyando un tipo de economía: la neoliberal destructiva o la humanizada. Si los consumidores consumen bienes o servicios de empresas que practican la Economía Humanizada están contribuyendo a crear un mundo mejor, más justo, más solidario, más sostenible… Unámonos todos en la revolución del consumidor consciente. Es la única manera realista de crear otro mundo.
Artículo 32 Las personas, organizaciones y empresas que están creando la Economía Humanizada deben unirse entre sí para hacer un contrapeso de esperanza, de Luz, en un mundo que navega hacia un rumbo incierto y desconocido, lleno de miedos y conflictos. La Economía Humanizada es UNA ESPERANZA PARA LA HUMANIDAD.

Este manifiesto está abierto a nuevas aportaciones y matices, y pretende ser un documento vivo que vaya desarrollándose, en la medida en que profundicemos en esta nueva vía más humana y consciente de entender la economía de las personas y del planeta.
Desde la Red Sostenible y Creativa se han creado las condiciones para impulsar una plataforma a nivel nacional que una a profesionales, organizaciones y empresas que quieren sumar energías y potenciar el nuevo paradigma económico, mediante acciones coordinadas.

 Visiten la página y conozcan más!!!!!!!!!!!Orientar, expandiendo Conciencias♥♥.¤*¨¨*¤.¸♥♥♥

No hay comentarios:

Publicar un comentario